“Stranger Things 2”. Una opinión más, en este mar de opiniones.

 

 

DM0IYtRXkAAk9Gi.jpg-large

 

Recientemente acabé la última temporada de la tan hablada, Stranger Things 2. Lo cierto es que andaba un tanto reacio a ver esta segunda parte, tenía la sensación de que no iba a estar a la altura de la anterior y que el fenómeno viral en el que se había convertido, acabaría por tragarse el espíritu de la serie. Pero vaya, nuevamente me desmiento, y en general ha sido una temporada que me ha dejado buenas sensaciones ( a pesar de que le vaya a ponerla varios “peros”).

El crítico de LDcultura, Juanma González, hacía una observación muy interesante sobre la serie. Básicamente, Stranger Things 2, es la comparativa perfecta con una secuela cinematográfica de los 80. Haciendo un paralelismo entre la serie y la saga Alien: la primera parte de ambas obras, optaban por un ritmo más lento, mayor suspense y terror. Mientras que en su segunda parte, el ritmo se acelera, optando por mayor dinamismo y acción. Esto resulta genial, porque uno no siente que la serie haya perdido identidad, sino que la propia historia exige que alcance una distinta dimensión y mayor expansión respecto al mundo, ideas y personajes.

450_1000
Millie Bobby Brown como Eleven.

Desarrollo este concepto de “expansión”. La primera temporada sirve para pavimentar las bases de la serie y establecer las reglas de la misma. A su vez, la mayoría de personajes conocidos, en esta temporada obtendrán mayor protagonismo, sufriendo una mayor evolución y por ende, viendo nuevas facetas de ellos. A los antiguos, se nos añaden otro lote de nuevos personajes: Mad Max, Bob, Kali… Que me resultan lo suficientemente originales y con entidad para que destaquen en la historia. La gran amalgama de personajes, queda plasmada en la multitud de relaciones que se van forjando entre ellos y las distintas sub-tramas que generan. Al compartir impresiones de la serie con otras personas, por lo general, todo el mundo tiene cuatro o cinco personajes y situaciones que adoran (yo me he quedado prendado de la relación Dustin – Steve). La verdad es que los personajes, es el aspecto más destacable de la serie. Además hay que añadirle un gran trabajo del reparto, subiendo la cuota de calidad.

De sobra es conocido que Stranger Things es una serie de múltiples homenajes, y no es que sea fan de que me vayan tirando referencias una tras otra. Pero vaya, la serie va homenajeando a ciertos géneros y pelis de maneras geniales: ya sea Alien, El exorcista o Evil Dead, el cine de espías e intrigas… e incluso la propia literatura de H.P. Lovercraft (porque ese Azotamentes es un genuino Antiguo). La elección de Sean Astin, que en su momento interpretó a Mikey en Los Goonies, para encarnar a Bob tiene cierto grado de guiño.

Screen_Shot_2017_10_28_at_11.53.58_AM
Los chicos de Stranger Things disfrazados de Ghostbusters.

Previamente había dicho que le ponía peros a la serie. Pues bueno, mi mayor problema es que siento que la trama, que está al servicio de sus personajes, a veces se nota forzada para que pueda continuar, dejando en algunas ocasiones ciertos agujeros argumentales. La magnitud del problema, al final se siente que no ha sido para tanto, generando en una sensación de que no ha habido un último gran desafío.

Mis alabanzas al trabajo de personajes, tiene una pequeña crítica negativa, y es que siento que el personaje de Mike, uno de los grandes protagonistas de la anterior entrega, ha quedado eclipsado por el resto. Básicamente, se han cargado a todo un personaje. Finalmente, quiero hablar de ese discutido capítulo siete (sin entrar en detalles), que expande el mundo y las posibilidades de la serie. Pero lo encuentro algo precipitado, ya que pasan demasiadas cosas en prácticamente una hora. Hubiera estado genial, que esta trama se hubiera desarrollado durante la serie de manera más pausada. Supongo que las siguientes temporadas seguirán ese camino abierto o al menos se profundizará más.

Stranger Things 2 es una temporada digna de su predecesora. Que alcanza grandes niveles de dinamismo, donde los personajes relucen más que nunca. Rompiendo una lanza a su favor, la serie te engancha y te las ves del tirón. A pesar de ello hay cosas que siguen sin funcionar, pero que no empañan el resultado final.

 

Crítica por Juanma González para el LDcultura.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s